Coches Ecológicos: ¿Conducirías Uno?

By on mayo 30, 2016

Los vehículos ecológicos en general (y los coches en particular) son aquellos que por su fabricación y utilización no afectan negativamente al medio ambiente. Cada vez son más las marcas y los usuarios que los eligen con el objetivo de reducir las emisiones de gases contaminantes a la capa de ozono.

La industria automotriz ha avanzado en los últimos años para evitar que el Monóxido de Carbono (CO), el Dióxido de Carbono (CO2) y el Óxido de Nitrógeno (Nox), entre otros compuestos sean expulsados a la atmósfera a través del escape del vehículo. Por ello los coches ecológicos son una excelente opción en la batalla contra el calentamiento global.

¿Cómo reconocemos un Coche Ecológico?

El uso de estos vehículos ya no forman parte de las películas de ciencia ficción o del futuro. Hoy en día los vemos en las calles de las ciudades y en muchos países se ofrecen incentivos a aquellos que poseen un ejemplar (o desean comprarlo).

Existen diferentes tipos de coches ecológicos:

1.Eléctricos

Están compuestos por cierta cantidad de baterías de litio (o de hierro) y se cargan en una fuente eléctrica para funcionar, como lo haría un electrodoméstico o un móvil. La recarga completa tarda aproximadamente 8 horas y la autonomía dependerá del modelo de coche. En algunas ciudades hay cargadores en las calles para uso público.

2.Híbridos

Ofrecen una mayor autonomía que un coche “normal” ya que el motor principal se ayuda en uno secundario eléctrico. Este último opera cuando la velocidad es baja o en situaciones donde se requeriría un mayor consumo de combustible. No se deben enchufar porque la batería se va cargando a medida que se usa. La mala noticia es que suelen ser muy costosos.

coches ecologicos

3.Eléctricos de autonomía extendida

Sería el modelo “contrario” al anterior porque el motor principal es eléctrico pero puede emplear el secundario de combustión para aumentar la autonomía o por si se agota la batería en medio del trayecto. El segundo motor funciona con el fin de recargar la energía de las baterías. La autonomía de este vehículo oscila en 600 km.

4.Con celdas de hidrógeno

Estos coches tienen una fuente de alimentación diferente a los anteriores: una reacción química del oxígeno y el hidrógeno que genera energía cuando libera agua. Por el momento no es una opción muy viable para la industria automotriz debido a que por ejemplo el hidrógeno puede ser algo inestable. Se sigue investigando esta alternativa para que se convierta en atractiva y viable para la sociedad.

5.Solar

Se propulsa por un motor eléctrico el cual está alimentado por celdas solares fotovoltaicas ubicadas en el techo o superficie del coche. Las fotocélulas convierten la energía del sol en electricidad y luego las almacenan en baterías o directamente las usa para mover el vehículo. No es necesario que el día esté soleado para poder usarlo.

coches solares

6.Con biocombustible

Estos combustibles son de origen vegetal y no fósil. Si bien estos últimos emiten un 6% menos de CO2 a la atmósfera el proceso de fabricación es menos contaminante en el primer caso.

Si te interesa la idea de tener un coche ecológico (de cualquier tipo), en el siguiente artículo de Siendo Saludable te contaremos sobre los mejores modelos del mercado.

About Siendo Saludable

Siendo Saludable es un lugar donde queremos compartir contigo las mejores recetas saludables, remedios caseros y naturales, trucos ecológicos y estrategias para tener una vida más sana.

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *